La historia se repite…

Tanto los intentos de regulación del Internet por parte de Estados Unidos, como las publicaciones de varios medios occidentales que apoyan la política de Washington en su actuar en Medio Oriente, son algunas de varias estrategias que dicho país implementa contra el canal ruso RT para desprestigiarlo.  La primera, a través del control de la navegación que amenace con dañar los valores “democráticos” de tal país y, la segunda, para públicamente aislar a tal medio de comunicación reduciendo su margen de referencia con respecto a los demás pero, al parecer, les está saliendo al revés.

Cabe recordar que tales estratagemas no son exclusivamente para afectar a tal canal, sino a todo aquel que pueda representar un riesgo a la política internacional de Estados Unidos.

 

Anuncios